QUE TE HAN HECHO, CICLÓN…

23:35 horas del martes 23 de Noviembre de un terrible 2021. Como fue el 2020, el 2019, el 2018 y el 2017. No tenía pensado agarrar la Notebook para escribir. Pretendía irme a dormir, pero puedo decir que lo estoy haciendo como una forma de desahogarme. Como muchos hinchas Cuervos que se sentirán identificados en este momento ante tan paupérrima imagen, que se sigue repitiendo partido tras partido y que el peor partido de San Lorenzo es el que está por venir.

Y hoy no fue una tarde más, ya que los de Diego Monarriz dieron otra muestra de falta de carácter en Mar del Plata y cayó ante Aldosivi 2-0. Pero no me voy a enfocar en el partido en sí, sino en los sucesivos errores de algo que se debería llamar equipo. La defensa es una invitación a que los contrarios anoten goles, el mediocampo es poco seguro y los delanteros están desaparecidos en acción.

Para colmo de males y para ahondar aún más en este dolor del presente, uno de los máximos ídolos, Néstor Ortigoza, Campeón de América en 2014, se fue expulsado por pegarle a otro que está en el bronce azulgrana, el uruguayo Martín Cauteruccio, hoy en el Tiburón. Además, la siguieron yendo al vestuario y hasta el DT local Martín Palermo no podía frenarlos. El Cabaret más inesperado del Ciclón se dio en el Minella.

A otra pálida imagen, se le suma las expulsiones de la última gran aparición Nicolás Fernández Mercau (un tanto discutida) y de Nahuel Barrios. La excursión por la Feliz fue triste. A esta hora, el Ciclón está 25 de 26 equipos y si Arsenal como mínimo empata, quedaremos en el sótano de la tabla.

De finalizar el torneo en el último lugar, será el PEOR TORNEO EN 113 AÑOS DE VIDA. Ni cuando descendió Boedo en 1981 quedó último en la tabla.

San Lorenzo estuvo puntero las fechas 3 y 4 y en posiciones de Copa Libertadores en la tabla general. Después fue perdiendo terreno y cayó en la Sudamericana. Hoy se despidió definitivamente de las Copas. En 2022 las tendremos que ver por TV.

Esto es un botón de muestra de lo desahuciado que se encuentra San Lorenzo en el plano deportivo y dirigencial. Un equipo en base a la improvisación, que usa lo que tiene a mano y que sale a la cancha sin ganas. Y los que están a cargo de la institución (LOS GRANDES CULPABLES DE ESTO), siguen sin dar las explicaciones pertinentes o se la pasan hablando de sus otros trabajos.

El hincha genuino debe salir a reclamar aún más ante tanto desfalco. Sacarse el miedo y que las voces en contra de los que mandan se escuchen cada vez más, aunque la Butteler esté en otra cosa y no quiera. Aunque los te filman y te escrachan no quieran. Aunque los que te amenazan a tu casa no quieran.

El 30 de Noviembre es el Día del Hincha de San Lorenzo. Además, es el próximo encuentro de local ante Sarmiento. Es el día para honrar lo que somos y reclamar, porque el pueblo azulgrana quiere saber de qué se trata tanto abandono institucional. Quiere saber de qué se trata el hecho de si él equipo está unido (como dicen algunos protagonistas, aunque no se note tanto), entre otras cosas. Quiere saber si en 2022 saldremos de tanta oscuridad ante un futuro que se avecina poco alentador, con una inhibición en ciernes si es que no le pagan una deuda de €2.5M a Palestino de Chile por el pase del hoy jugador de River Paulo Díaz.

Por como estamos, San Lorenzo pide un descenso a gritos. Es el momento de que empecemos a evitar otro desastre.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba